4.9.05

Hasta en las mejores familias

:
La cabeza de una familia no es el padre. Se equivocan. Ni tampoco la madre. La cabeza de una familia es el último hijo. / El primero, el segundo, los que vengan, vienen a ser algo así como el corazón, la columna vertebral, el sexo, aunque depende. Hay veces que uno, hepáticamente, soporta, y ni modo, la carga del deber del hígado.
De Textos sin casa

21 Comments:

Blogger Lety said...

¿Sera? Voy a decirle a tu papá lo que piensas para que te "apapache un poquito" Lo que si te digo, es que tú no eres un higadito. Eres muy pero muy querido. Te dejo muchos, pero muchos besos

septiembre 05, 2005 4:26 a. m.  
Blogger Box said...

Soy la primera por parte de madre y la segunda por parte de padre.
Me debato entre una amnesia crónica y un asma galopante...
Mi hermana es la última para ambos.
No sabe si ser luna o sol.

septiembre 05, 2005 9:30 a. m.  
Blogger Raquel Olvera said...

no, ps! yo soy algo a sí como el dedo chiquito del pie izquierdo.

septiembre 05, 2005 10:20 a. m.  
Blogger Lo-que-serA said...

En la mía habemos tres hígados. Por aquello de que nos la pasamos intoxicados.
;)

septiembre 05, 2005 10:43 a. m.  
Blogger Silencio V_2.0 Release 3 said...

Bueno, eso es cierto, al único que dejaron casarse es al tercero, el único que jamas ha puesto un quinto para comida y todo eso es más se queda con mis películas, pero es que es bien simpático, le hacía sus examenes, pero ellos también sufren recuerdo su primer berrinche porque ya no quería la ropa que le dejabamos sus mayores, je je je

Claro esta que después de el llegarón dos hermanos adoptivos, casi ahoga al primero y a la segunda, bueno ella ya es mayor así que no puede ahogarla.

Pero es más complicado ser hijo único... deseable pero complicado...

septiembre 05, 2005 10:53 a. m.  
Blogger Tristán Estar said...

O sea, mi MADRE poniéndome el saco? :S Y quién dijo que todo lo que escribo soy yo?

BOX, ¿amnesia crónica, dices? Oyes, ¿Dónde la habremos pescado, tú?

jaja, RACHEL, hoy amaneciste con chispa, lo cual me parece perfeito. Olvídate del toro-hembra embistiendo en las tinieblas. Mánde al diablo a lo que no.

Úchala, LO-QUE-SERÁ, ora imagínate a 4 cabrones, !!!cuatro!!! (chanfle, pobres de mis padres, jeje)

No no, SILENCE, ser hijo único nel. Yo digo que lo chido en una family son dos. (Ni modo, no me hubiera tocado: soy parte de esa parte del mundo que no debió haber existido, jaja, el traumas, pero no, sólo puse semejante espudidez pa seguir con el contexto del post, juas juas).

septiembre 05, 2005 12:26 p. m.  
Blogger Lo-que-serA said...

¡no, no! Somos cinco hermanos, tres ovejas negras. No ocho, si no tres de cinco ¿me explico?
Chale. Es lunes

septiembre 05, 2005 2:42 p. m.  
Blogger alma said...

hummm...en el hígado vive la rabia...

septiembre 05, 2005 3:33 p. m.  
Blogger Vodka-M ax said...

Yo soy el primero, tengo dos hígados con patas son mis hermanos, yo solo soy hígadito pero con patitas. Ruptura anticipada con los hermanos, el hijo único nunca es definitivo. Todos pasamos con o sin las mismas situaciones.
Saludos Estar el hijo único¡¡¡¡¡¡¡ ^_^

septiembre 05, 2005 7:38 p. m.  
Blogger Arianna Castañeda said...

me gusta mucho tu blog

septiembre 06, 2005 12:11 a. m.  
Blogger Cristina said...

Yo también soy hígado! Dolorosa y cirróticamente a veces, jejeje. Te ha quedado niquelado: muy descriptivo! Gracias

septiembre 06, 2005 5:42 a. m.  
Blogger Tristán Estar said...

LO-QUE-SERÁ, chale, ya es miércoles y yo apenas contestando... Y esa oveja negra que eres tú en qué momento rompió con el rebaño sagrado (¿o sangrado?).

Simón, ALMA, la rabia, sentada, cabe decirlo, junto al temple (aunque mi hígado no creo tenga demasiado paz, jeje, el pobre).

VODKA-M, nel, el hijo único no es definitivo, pero estarás de acuerdo que más de dos ya es grosería pa tanta demografía. Chale :S

ARIANNA, thnks, siéntase como en su casa, y cada vez que toque y nadie le abra ni haga caso: le dejo las llaves debajo del tapete.

CRISTINA, jeje, a veces ya pido gritos un transplante :S

septiembre 07, 2005 2:11 a. m.  
Blogger Dra. Kleine said...

En casa había toda una organización corporal. El cerebro que estaba pegado al corazón: m querida madre. Un higado endemoniadamente encebollado, agjjj...mi hermano. El páncreas, sin él no podríamos diluír lo que nos sucedey evita nos lleguen guamazos feos: mi padre, un estómago que se traga todo lo que pasa por él: mi hermano el chico y yo???.-...no, no soy la rabadilla!

septiembre 07, 2005 3:52 p. m.  
Anonymous noemi said...

Ahora comprendo porque mi familia no me hace nada de caso... soy la primogénita, solamente un pedazo de pescuezo.....

septiembre 07, 2005 10:12 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

jeje, G. KLEINE, no. No creo seas la rabadilla ;)

Oyes, NOEMÍ, pero sin el pescuezo qué, pues todo se desarticula, no?

Saludos a las dos.

septiembre 08, 2005 1:05 a. m.  
Blogger Xavier Villarreal said...

LUMBRE: justo antes, justo en el punto justo, tal cual tu post cae precisamente en el lugar que debe. Abrazos mano.

septiembre 09, 2005 10:58 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

Mi buen XAVIER.
Abrazos y saludos. Thnks por tus palabras.

septiembre 10, 2005 7:48 p. m.  
Blogger Luis Martínez Álvarez said...

Cualquier coincidencia es obra de la casualidad, supongo, o de tu genio... o es que la vida es así, también... Abrazos camarada.

septiembre 12, 2005 8:47 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

jaja, exacto, de la casualidad.

Un abrazo, míster.

septiembre 12, 2005 10:10 p. m.  
Anonymous angel said...

Contundencia filial. Muy bueno.

septiembre 15, 2005 12:48 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

Thnks, camarada ;D Un gran abrazo.

septiembre 18, 2005 8:08 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Más Postes en Archives
Creative Commons License
Lumbre Culebra, bajo Creative Commons

BloGalaxia