4.8.05

El ángel y los ex ángeles

De Xhevdet Bajraj
Bajó del cielo el ángel al hotel de cinco estrellas
a la planta baja descendió en ascensor
penetró en el WC del bar nocturno
orinó a toda prisa
inhaló pausadamente la cocaína
(en el cielo la disciplina es de hierro)
cuando regresó al bar
con ojos de cristal descubrió el secreto
de que todos somos ángeles
expulsados del cielo

*
Dicen que todos somos ángeles en un principio. A este ex ángel, Xhevdet Bajraj (Panorc, exYugoslavia, 1960), me lo encontré en una librería de viejo de la Roma (Ruego albanés, Ácrono Producciones, Ciudad de México, 2000). Buscaba algo de Genet y me encontré con él. ... Bajraj nació en la región kosovar de Malishevo. Luego se estableció con su familia en Orahovac, donde cursó hasta secundaria. Su carrera universitaria (Literatura) la llevó a cabo en Prístina y, al concluirla, volvió a Orahovac. Ya de por sí estudiar significaba un poco colgar las alas, y ya de por sí estudiar Literatura era obligarse a construir las alas propias, al gusto del cliente, al dente, pues. Pero no colgó las alas sino hasta que fue expulsado, en 1999, de Orahovac. Las autoridades serbias lo empacaron, junto a la familia, y amaneció en Albania. ... La edición que encontré en la Roma (traducida por Ramón Sánchez Lizarralde y prologada por David Huerta) apunta que Ruego albanés fue escrito "en medio del dolor y la desesperación del pueblo de Orahovac", mientras Slobodan Milosevic llevaba a cabo su limpieza étnica. ... Bajraj llegó a México en junio de ese mismo año, y se hospeda en la casa de Citlaltépetl (él, su mujer y sus dos hijos). Tengo la seguridad que vino sin sus alas -quiero decir que sin las alas con las que nació-. Las alas que ahora carga tienen que ver con la memoria. Fueron surcidas del hilo invisibilísimo que los nómadas van dejando con sus pasos. Creo que puedo imaginar a su mujer, metiendo el hilo por el ojo de una aguja, y luego a Bajraj, metiéndose él mismo en el ojo, tras el hilo, para anudar con certeza. Pero eso sucede después, porque los hijos, por su parte, sostienen ahora mismo la madeja, mientras todos entonan una bonita (aunque triste) canción en albanés. ... Me cae que no pesa mudar de piel, colgar las alas, ser expulsado del paraíso. Me cae que no. Eso de las expulsiones, eso de ser un "ex" es Ley (ex novio, ex alumno, ex revolucionario, ex convicto, ex vivo, ex muerto, ex yugoslavo, ex ángel). Me cae que no pesa ser "ex" cuando ser "ex" implica dejar de ser únicamente un adjetivo (es decir: Ex [adj.]: que fue y ha dejado de serlo) para mutar en prefijo (es decir: Ex [pref.]: "fuera" o "más allá", en relación al espacio o al tiempo). Ejemplo: "ex convicto" por "extender".

13 Comments:

Anonymous noemi said...

Eramos ángeles, por suerte nos volvimos demonios sexuados...

agosto 04, 2005 9:52 a. m.  
Blogger lata latoso said...

hoy no quiero ser ángel.

hoy quiero meterme en la humanidad.

hoy no soy un ángel.

nunca lo he sido.

hoy me decepciono de mis alas.

nunca me han servido para volar.

simplemente he quitado pluma por pluma.

nunca volveré a ser un ángel.

agosto 04, 2005 12:19 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

NOEMÍ, me cae que sí, qué suerte, aunque entre nosotros existan íncubos y súcubus, pero me cae que sí.

MR. LATAS, si ya está usted convencido de no volver a la piel de un ángel, por lo menos, como dice NOEMÍ, asegúrese de convertirse en demonio sexuado.

agosto 04, 2005 4:19 p. m.  
Blogger Silencio V_2.0 Release 3 said...

Diablos !!!

Supongo que el día que la ira hizo que me saliera sangre de los ojos y me creo una migraña eterna, con la misma furia quemé cualquier residuo de angeliquez.

Claro está que en ese momento cual fuego, en presencia de Oxigeno e Hidrogeno se movió por mis venas y al llegar a mis pulmones creo ácido sulfúrico y de tanta explosión y reacción, me salieron un par de alas negras, hechas de las cenizas de las alas de angel, más negras por el ollín de mis recuerdos, con plumas que se asemejan al hierro, no me dejan volar, solo cubrir con oscuridad a la gente que pueda llegar amarme y sumirla en la desesperación y la locura.

Saludos pues !!!

agosto 04, 2005 5:30 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

Mi buen silencio, ¿tanto así? No. En vez de sumir en la desesperación y en la locura a esa gente que te reclama mejor trata de adjetivarlos con un "ex": ex desesperados o ex locos, y hecho lo anterior luego prefíjalos, llevalos más allá del espacio y el tiempo, y también más allá del silencio.

agosto 04, 2005 6:12 p. m.  
Blogger Silencio V_2.0 Release 3 said...

Je je, bueno me di[o algo para escribir... Ex se fue a un planeta Exterior Pluton que proximamente sera un Ex Planeta del sistema solar Ex/terior

Diablos Angeles Caidos!!! Planetas Caidos

agosto 04, 2005 8:23 p. m.  
Blogger Luis Martínez Álvarez said...

Qué buen poema! sabe a nuevo, qué delicia! un contemporáneo que leerán luego los interesados cuiando nuestras alas también sean polvo... Interesante, muy interesante, mi amigo Tristán, saludos.

agosto 04, 2005 8:29 p. m.  
Blogger Tristán Estar said...

Ja, SILENCIO, usté sí que entendió el punto.

MONO, así es, muy recomendable este señor Bajraj ;)

agosto 05, 2005 12:16 a. m.  
Blogger Cristina said...

Caramba, autor nuevo y además acompañado de historia preciosa. Me lo quedo y me lo apropio y me bajo del ángel, digo del cielo...

agosto 05, 2005 6:35 a. m.  
Blogger Xavier Villarreal said...

Hermoso poema el citado, mi querido Tristán. A la misma altura está la reseña, porque al llegar a la última línea (del texto), absorbiéndola de todas las maneras posibles, hay poesía. Quizás ir más allá del adjetivo sea un deber con el aire. Aún tenemos alas.

agosto 06, 2005 1:31 a. m.  
Blogger Tristán Estar said...

CRISTINA, XAVIER, eso es lo bueno. Aun votados del cielo tener deber con el aire...

agosto 06, 2005 9:05 a. m.  
Blogger Rain said...

Hola.
Llego a tu espacio, luego de leer tu comentario en la página de Doke Libertario.

Un tiempo, los ángeles se pusieron de moda y ahora que ya bajó la marea,me provocó escribir sobre ellos y sí en un momento usé el 'ex'.

Y ahora vengo a tu espacio y hallo este bello post, con el poema como introducción y lo que cuentas sobre el escritor , que desconocía y al que me he aproximado un poquitín, gracias tí.

Me conforta leer donde aprendo y siento que puedo ofrecer lo que conozco o lo que siento. Así, en esta inmensa blogosfera.

En 'Tan lejos, tan cerca', película de Wim Wenders, los ángeles conversan entre sí, recuerdan, Cassiel s etranforma en humano y sufre. El sufrimiento es tratatdo como algo inherente al ser humano y más allá de lo obvio, a través de la metáfora angélica, el sufrimiento adquiere
otras diemnsiones, que los espectadores intentamos dilucidar...

Allí es donde, en mdeio de la recreación y la filosofía, una/o busca avizorar algo más complejo, algo para pensar y soñar.

Salutes Tristán estar.

agosto 07, 2005 12:22 a. m.  
Blogger Tristán Estar said...

Vir, si los ángeles sufrieran quizá el hombre sería el animal perfecto, pero no, los ángeles están lejos de sentir sufrimiento y los hombres lejos de bajarlos del cielo. Ni modo, continuaremos segundos en la escalonada hacia dónde-sea-que-sea-el-final (o hacia-quien-sea-que-sea-el-del-final), chale.

agosto 07, 2005 7:22 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Más Postes en Archives
Creative Commons License
Lumbre Culebra, bajo Creative Commons

BloGalaxia